¿Test genético para el tratamiento de la depresión?

     El siguiente artículo (http://www.larazon.es/noticia/2861-un-test-genetico-identifica-la-mejor-terapia-contra-la-depresion) anuncia la aparición de un nuevo test genético que al parecer permitirá a los médicos identificar (a partir de una muestra de saliva) “el tratamiento más efectivo y seguro” para pacientes con depresión, según ha informado AB-Biotics de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB).

Pero es de sobra conocido el hecho de que la “depresión” no se cura con fármacos, sino que la medicina simplemente palia determinados síntomas depresivos. Si esa persona sigue teniendo problemas o le faltan recursos, habilidades o estrategias para afrontar una determinada situación, la medicina sólo servirá de “medida de choque” con efectos puntuales y a corto plazo. En tanto en cuanto el problema permanezca sin resolverse, la persona seguirá necesitando esa medicación, cronificándose el problema (éste se mantiene sin resolver o incluso puede agravarse). Y lo que es peor, hay medicamentos que, además de generar efectos adversos, pueden enganchar a la persona (no sólo porque ésta no aprende otra forma de afrontar su problema o paliar sus síntomas, sino por el potencial adictivo de determinadas sustancias).

Esto NO significa que la medicación no sea eficaz o incluso necesaria en algunos casos, pero siempre son casos puntuales y como medida a corto plazo; es preciso enseñar (antes o después) a la persona estrategias de afrontamiento que le permitan superar ese problema o situación que la han llevado a ese “estado depresivo”. Por lo que, a mi parecer, si bien la aparición de estos tests puede facilitar mucho las cosas, así como evitar otros problemas y evitar perder recursos (tiempo, dinero, esfuerzo, etc.), sería más interesante invertir en aquellos tratamientos psicológicos que han demostrado su eficacia a la hora de resolver este tipo de problemática y no tanto en cómo medicar mejor a las personas, pues la medicación cumple un papel secundario en este sentido. Ya se ha hablado en varias ocasiones y a lo largo de este blog de los intereses económicos de la industria farmacéutica que puede haber detrás de este tipo de investigaciones.

(*) Otros artículos relacionados:
Uno de cada cinco trabajadores padece “enfermedades mentales”
Más Platón y menos Prozac
La Salud Mental en España
El tratamiento psicológico en los servicios de Atención Primaria.

Uno de cada cinco trabajadores padece “enfermedades mentales”

     A continuación os dejo el link del inquietante artículo de elmundo.es acerca del impacto de las llamadas “enfermedades” o “desórdenes” mentales en la productividad laboral:

http://www.elmundo.es/elmundosalud/2011/12/12/neurociencia/1323693743.html

No debemos olvidar, a su vez, que la Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que los “trastornos depresivos” serán la principal causa de enfermedad en el año 2030 y que, en la actualidad, además de las condiciones de vida personales, este tipo de problemática acarrean un deterioro sustancial de la productividad en el trabajo, por no hablar de los días laborales perdidos.

No obstante, me gustaría simplemente matizar y recordar que, tal y como señala Marino Pérez (y yo misma comento en otros artículos de este blog relacionados), entre otros autores, hay muchos problemas (como la depresión, el estrés, la ansiedad, entre otros) que son mal-llamados “enfermedades mentales”, pues dicho concepto debería reservarse para aquellas patologías con una etiología orgánica, biológica o médica. Los psicólogos, sin embargo, en la mayoría de los casos no tratamos con dichos desórdenes (a diferencia de los psiquiatras), sino con problemas de comportamiento o de aprendizaje (problemas de naturaleza comportamental o conductual). En otros casos, existe una confluencia de factores, biológicos y de aprendizaje, que mantienen o agravan el problema, pero no debemos confundir las enfermedades mentales (médicas) de otro tipo de problemática (psicológica).

(*) Otros artículos relacionados:
La Salud Mental en España.
Más Platón y Menos Prozac.
El tratamiento psicológico en los servicios de atención primaria
¿Pueden hacer algo los psicólogos con la esquizofrenia?.